martes, mayo 08, 2007

El factor 2.0 como dinamizador de la demanda

Leo estos días tres artículos, que en cierto modo se complementan, sobre redes, reputaciones y imitaciones de compra. Me explico.
Escribe Albert Barra un artículo en el que explica el concepto travel 2.0 y para ello parte del concepto web 2.0, sobre esta dice que las relaciones humanas tal como ocurren en la vida real se están trasladando a Internet, en la manera de Compartir, Hablar, Escuchar, Colaborar, Criticar, etc… esto es según dicen Web2.0.
Albert pone el énfasis, yo creo que acertadamente, en las relaciones humanas, que se trasladan del entorno "material" al entorno web. Es a partir de esta necesidad de interactuar desde donde surge la tecnología 2.0, que no es sino las soluciones tecnológicas que tratan de dar respuesta a esa necesidad humana.
Se produce por tanto una situación de interrelaciones en la que la información fluye y está en manos de los consumidores, no de las corporaciones. Oscar Guirado dice que en la web 2.0 el contenido corporativo queda en segundo plano y la información relevante es la del usuario.
Es en este punto donde introducimos el magnífico artículo de Javier García sobre la reputación online y su reflejo de la realidad. Afirma Javier que internet tiene un serio peligro al "desnudar" a las empresas. Estas se ven sometidas a las opiniones de los clientes o visitantes que en ocasiones no reflejanla verdadera reputación de la organización por su peligrosa posibilidad de sesgo y motivaciones "extrañas".
Por lo tanto, esa interactuación de la que hablaba Albert, y el valor que se da a las opiniones que de ella surgen, como señala Oscar, producen un efecto altavoz que, indica Javier, no reflejan la verdadera reputación empresarial, y no olvidemos que las empresas turísticas se pueden ver muy afectadas por esa reputación.
Ahora bien, ¿cómo se estructura este proceso? La clave parece estar en el blog de Juanjo Rodriguez y en el concepto de ventaja acumulativa que indica que si un elemento es ligeramente más popular que otro en un momento dado, tenderá a ser cada vez más popular. El resultado es que diferencias diminutas y aleatorias pueden tener un efecto enorme a largo plazo.
Comenta Juanjo un experimento en el que:
se propuso a 14.000 personas que escucharan y se descargaran canciones de artistas musicales desconocidos para ellos. Mientras un grupo veía solamente el nombre del artista y de la canción, el resto veía también el número de veces que esa canción se había descargado antes (grupos con “influencia social”). Todas las canciones empezaban con cero descargas. Además, las personas que veían las descargas se dividieron en 8 mundos, independientes entre si.
Los resultados son impactantes: en los grupos con influencia social, las canciones populares eran mucho más populares que en el grupo de control. Al mismo tiempo, las canciones concretas que se convertían en hits eran diferentes en cada mundo paralelo. Es decir, introducir la influencia social en el proceso de toma de decisiones no solo aumentaba el éxito de los hits, sino que los hacía mucho más impredecibles.
La calidad de la propia canción también influía en su posición en el ranking (midiendo la calidad como su posición en el ranking del grupo de control), pero en mucho menor medida: una canción en el top 5 de calidad tenía solamente un 50% de probabilidades de acabar en el top 5 del ranking.
Y señala finalmente las implicaciones:
un mayor análisis del pasado no implica una mejor predicción del futuro; explica también porqué en diferentes países triunfan marcas diferentes; e indica que los mercados no solamente reflejan, sino que modifican lo que la gente quiere.
En definitiva, si aplicamos estas conclusiones a la web 2.0 observamos que las relaciones abiertas y la información compartida pueden producir un efecto de ventaja acumulativa sin que exista ninguna razón lógica para ello. Como dice Oscar, es muy importante la opinión del usuario, que en ocasiones se convierte en prescriptor anónimo, con un mayor poder del que el mismo cree.
Aunque estamos en un mundo global todavía hablamos de segmentación de mercados, de modo que las opinionespueden ser distintas en distintos países. Esto sin embargo, tiene en la web 2.0 un valor más matizado por la capacidad de desplazarnos a otro país con un sólo click,pero sin olvidar que todavía hoy tendemos a aceptar más la opinión de nuestros compatriotas, de nuestro "mercado".
Es cierto por tanto que los mercados modifican el gusto de los clientes, por lo que hay que estar siempre dispuesto a sondear la web en busca de posibles efectos de modificación acumulada.

Actualización:
En blog de viajes también introducen una entrada sobre el efecto de las críticas negativas en internet a la hora de comprar un servicio turístico.

14 comentarios:

Anonymous Oscar Guirado ha dicho...

Ostras!!!
a eso le llamo yo "recopilar información y sacar conclusiones".
No se si esque son las 2:30 de la madrugada y estoy delante del pc algo cansado pero creo que lo tengo que leer otra vez.

2:35 a. m.  
Blogger Juan J. Lopez Sobejano ha dicho...

Je je. También yo termine la entrada tarde. Seguro que he metido alguna tonteria porque a esas horas...

10:31 a. m.  
Anonymous Anónimo ha dicho...

El link al blog de Juanjo está mal... creo que le sobra un http.

11:10 a. m.  
Blogger Juan J. Lopez Sobejano ha dicho...

Ya está, gracias anónimo

11:43 a. m.  
Anonymous edu william ha dicho...

juan j,a mi entender, la ventaja acumulativa es una imperfeccion de la organizacion en redes, propias de las descentralizadas. llevado a un modelo de ecosistema, si el hecho de estar primero te aporta mayores ventajas a la larga, no estariamos consiguiendo una mayor sostenibilidad que en el modelo actual.
hay que incidir en lograr redes distribuidas, donde el mero hecho del crecimiento de la red no aporte ventajas.
en este sentido, habria que huir de los rankings (de Ugarte trata este tema varias veces de una manera muy clarita y a mi mode de ver, correcta).
debemos dinamizar la larga cola para que el reparto de la renta turistica se realice en base a meritos, no ventajas propia del sistema.
como dije no me acuerdo en que blog, a mi modo de ver el ranking es a la distribucion online lo que las limitaciones logisticas a la distribucion offline: un efecto de corte de la larga cola

3:04 p. m.  
Blogger Juan J. Lopez Sobejano ha dicho...

Edu, no sé pero tal vez esté ocurriendo que estamos viviendo todavia en dos mundos. Hay elementos de un sistema de redes que evidentemente ya funciona, pero tal vez queden también del sistema centralizado anterior. Tal vez no, creo que es algo incuestionable.
Se produce por tanto momentos de "confusión" al mezclarse los dos sistemas.
Estoy muy de acuerdo con lo que dices pero hemos de reconocer que la ventaja acumulativa existe, independientemente de que nos guste o no.
Además, en principio no veo muy claro que no puedan coexistir la ventaja acumulativa y la larga cola.
Me interesa mucho tu opinión.

3:52 p. m.  
Anonymous edu william ha dicho...

sin duda juan j. la ventaja acumulativa sera casi impensable que desaparezca. pero no quiere decir que sea lo óptimo.en un modelo de distribucion como el actual, el mercado prsenta una imperfecciones (y que las presente no quiere decir que no existan y que seguiran estando). el poder de mercado de las empresas grandes es obvaiemnte uno de ellos. estamos ante un modelo que debe primar la competitividad y ser la mejor eleccion para cada cliente en vcada momento. se puede ser asi de especialiste y pèrsonalziar la oferta. eso es dinamizar la larga cola...dar opciones a los que antes no las tenian (pero ojo, no venderlos proque sean mas pequeños. lo importante es quitar esas imperfecciones y que compitan libremente. si luego el grande es mejor que el pequeño, o el primero es mejor que los siguientes, pues es otra historia).
si creamos rankismo, eso hace que se corte la larga cola pues hace un efecto concentrador: los primeros cada vez seran mas primeros solo por el hecho de haber sido primeros...y no por ser los mejores para el cliente en custion. a eso me refiero.
es muy importante que cada usuario pueda personalizar sus busquedas y resultados, independientemente del resultado agregado de los demas (y si de un resultado personalizado pro autoridades que libremente cada uno pone).
ten una cosa en cuenta, que anderson llamo la larga cola en un estudio con libros y multimedias, pero en referencia al turismo estamos hablando de algo mas importante: el reparto equitativo de la renta turistica, de sostenibilidad economica.

5:03 p. m.  
Blogger Juan J. Lopez Sobejano ha dicho...

Estoy de acuerdo contigo, pero hay una cosa que debemos tener en cuenta: el ranquismo es consustancial también al sistema de redes. Lo vemos en el artículo que comento en esta entrada de Javier García. La existencia de una reputación online supone la existencia de un ranking porque la reputación es una categoría que se puede medir cuantitativamente. No importa que no sean oficiales, el subconsciente crea un ranking de preferencias por el mero hecho de buscar un alojamiento a través de la red.
Por otro lado la larga cola no es sino la constatación de que existen los nichos, y no es sino un ranking que pone de manifiesto que no es necesario ser el primero de la lista para poder subsistir si sabes y conoces cual es tu lugar en la larga cola.
Estoy de acuerdo contigo en que lo ideal sería que pudieramos elegir las empresas, hoteles o destinos por sus méritos, pero eso es un mundo perfecto que sólo está en los libros y que creo que ni siquiera un sistema económico basado en redes puede subsanar

5:14 p. m.  
Anonymous edu william ha dicho...

juan j, la diferencia es que me hablas de un sistema de reputacion agrgada, y yo de reputacion personalizada, basada en autoridades.
ademas si empleamos el sistema de ranking, la larga cola se cortara prematuramente, dejando sin hueco ese nicho que comentas (genera escasez nuevamente).
concentracion, habra concentracion (creo que la ley de potencias siempre se va a dar), pero hay que evitar que ocurra por la simple inercia del sistema.
sobre lo ultimo, creo que estamos mas cerca de lo que piensas, no es un mundo tan utopico. yo si busco en google tengo una respuesta igual para todos (basada en un algoritmo). si busco en meneame tengo una respuesta igual para todos (basada en la inteligencia colectiva). pero si busco en del.icio.us puedo tener mi respuesta en base a mis autoridades.
es lo que de Ugarte ha querido llamr web 2.1 e, independientemente del nombre, creo que es a donde debemos de dirigirnos

5:36 p. m.  
Blogger pasaron ha dicho...

Me gustaría dejar un apunte sobre el tema de las opiniones. Las favorables posiblemente te ayuden pero las negativas te hunden. Hay un portal de turismo rural www.toprural.com que se ha hecho famoso en parte a las recomendaciones que se hacen entre viajeros. El caso es que como caso de web 2.0 funciona estupendamente bien en cuanto a foro de viajeros, de propietarios, etc, El problema está en que no todos los comentarios positivos se controlan, ni mucho menos los negativos que desde luego lo que deben ser objeto de hoja de reclamaciones. El problema es que la experiencia turística de cada usuario es un mundo, no solo depende de lo que le ofrecen si no de como se siente y como lo siete. La lista de los más recomendados me parece un poco como la lista de los mp3 más bajado que comentas en el post. ¿elijo tal establecimiento porque tiene más recomendaciones? puestos a elegir entre varios establecimientos en la misma zona, con características similiares, servicios.. puede que si.. pero .. elegir un sitio solo porque esté recomendado? Uhmm.. no se

11:55 a. m.  
Anonymous edu william ha dicho...

pasaron,

estoy contigo en que las valoraciones depende de un sin fin de cuestiones. partiendo de que lo que tu esperabas de un sitio no tiene porqué ser lo mismo que yo. vamos, un sin fin...
es por ello por lo que no se pueden aplicar soluciones unicas. si asi fuese tendriamos lo mismo que tenemos hasta ahora. lo que cambia no solo es que ahora no es solo la opinion de todos la que retroalimenta el sistema (y no la de uno, o unos pocos), sino que cada usuario puede personalziar a quien de esos todos hace caso

2:02 p. m.  
Blogger Javier G ha dicho...

Como está la blogosfera. No se donde voy a sacar el tiempo para no quedarme atrás. Juanjo muy buena entrada:-)
Y muy buenos comentarios de Edu.
En mi opinión la ley de las potencias va a seguir y convivirá con the long tail.
El caso es que todo indica que gracias a los sistemas de recomendación social la cuota de mercado de la larga cola va a ser mucho mayor de lo que ahora es.
Muchos saludos a todos
Javier

8:22 a. m.  
Blogger Juan J. Lopez Sobejano ha dicho...

Gracias Javier. La verdad es que yo siempre he dicho que lo mejor de este blog son sus colaboraciones, y a las contestaciones de Edu me remito. Tú como no te pasas mucho por aquí... ;D
Nos vemos en Alicante el 17

8:53 a. m.  
Blogger Javier G ha dicho...

Con la caña que nos metes a los hoteleros. Como que me da un poco de miedo, ¿no? :-)

Un abrazo amic. Nos vemos en el Beers & Blogs de Alicante

11:49 p. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal