viernes, marzo 07, 2008

A vueltas con la influencia bloguera.

A raíz del encuentro de bloggers turístico organizado en el ITB de Berlín, Alex Brainbridge publicó un artículo poniendo en duda la autoridad de los bloggers por el hecho de tener un blog. Dice Alex:
"I mean a blog is just a means to post stuff online in a chronological order, have people subscribe to it - and perhaps have some form of conversation. It doesn’t give anyone who blogs “special powers” - nor should it really be used as a “golden ticket” for conference entries. In the end, taking the technology view, its just a bit of HTML."
A raiz del artículo han respondido Albert Barra y Clan-destinos con sendas entradas apoyando la opinión de Alex.

Para empezar no entiendo el pequeño revuelo: Alex no dice más que obviedades, y además induce a pensar lo que él quiere que pensemos, es decir, manipula.

Por supuesto que un blog es una ordenación cronológica de opiniones, con una serie de visitas y con conversación, y por supuesto que tener un blog no significa nada más que eso, que tienes un blog. Pero es que lo que da relevancia a un blog no es la existencia del blog, sino su relación con la blogosfera, es decir, la reputación que pueda adquirir con la calidad de sus artículos y el número de referencias, visitas o subscriptores que pueda tener, incluyendo la calidad de los mismos. Decir que un blog sólo son opiniones ordenadas es decir media verdad, es quedarse en el "análisis" cuantitativo olvidándose del cualitativo.

Tal vez la pregunta correcta sería si la elección de los bloggers del encuentro en el ITB ha sido correcta. Pero eso es otro tema.

No conozco ese supuesto sacar pecho por ponentes expertos de muchos blogueros del que habla Albert. Eso es un problema personal de cada uno, de su calidad intelectual y humana, independientemente del blog que escriban. Supongo que se deba a que yo no soy ningún experto y por lo tanto no me invitan a dar conferencias (y mira que me postulo). Desde la tarima del modesto blogger opinador estoy lejos de la élite bloguera.

Estoy de acuerdo con Albert en que la humildad es un activo de todo supuesto experto, como lo estoy de que todos podemos opinar. No lo estoy cuando niega el derecho a exigir, y eso porque antes que blogger soy ciudadano, ser humano que, por tener derecho a opinar, puedo formarme composiciones de lugar e interpretar la realidad de modo que pueda llegar a la conclusión que la misma no me gusta y pida cambiarla.

Creo que aquí se han mezclado churras con merinas. No creo que exista nadie que invite a un blogger a dar una conferencia por el hecho de ser blogger (a no ser que el objeto de la misma sea el blog mismo), más bien creo que se invita a alguien a conferenciar por sus opiniones vertidas en un blog.

¿Son los bloggers influyentes? unos sí y otros no, como los periodistas. Depende de que te lean, que tengas prestigio, influencia... en fin, atributos que tienen bloggers, periodistas, escritores, científicos... y periodistas bloggers, escritores bloggers, científicos bloggers. No se si me explico.

Tengo muchos amigos blogueros, a unos sigo y a otros no, no me interesan todos los blogs turísticos, y me interesan algunos blogs que no tienen que ver con el turismo. Menudo jaleo.

Que alguien me explique de dónde ha sacado Alex Brainbridge que alguien piense que un blogger es un experto por tener un blog.

Etiquetas: ,

2 comentarios:

Blogger Marcos Alonso ha dicho...

Bien.

Está claro , que sigo con el monotema de la empatía .
LA empatía hace que las opiniones HTML solo o con leche , te causen un salto en la silla aunque sea minimo.
La empatía hace que se intente escudriñar ,lo que han dicho donde no has estado , y sacar un análisis que posiblemente esté fuera de contesto.
Postear o tener un blog no es solo eso , es mucho más si nadie nos lee estamos perdidos supongo osea que hay algo de necesidad empática en el asunto .

1:49 p. m.  
Anonymous Ignasi ha dicho...

Hola juan, estoy absolutamente de acuerdo contigo.

Hay bloggers líderes de opinión y aquí incluyo la cantidad de gente que lo lee, sigue, (como explica Alex) y la calidad de los contenidos (incluyo la gente que hace referencias de ese blog y que le enlazan por lo que lo consideran relevante).

Los contenidos de calidad tienen seguidores y por eso acaban convirtiendose en líderes de opinión, aunque sea líder únicamente de sus seguidores.

Honestamente no creo que ningún blogger a título personal (blogs corporativos es distinto) cree su blog con pretensiones específicas de cuantos me van leer o a suscribir sino que la dinámica diaria del blog puede crear esas pretensiones.

Cordiales saludos de un lector tuyo,

5:30 p. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

Enlaces a esta entrada:

Crear un enlace

<< Página principal